domingo, 1 de septiembre de 2013

Cornelio: La generación 1995-2005 – La generación “demás”

Olas Poblacionales

¿Muy polémico el titulo de la entrada?

Pues bien, echen un vistazo a la gráfica adjunta de las Olas en el desarrollo de la población de Nicaragua.
Fíjense en la cresta de la primera ola. Esta la forman las generaciones nacidas entre 1995 y 2005.
¿Cuál ha sido su situación hasta este momento y cuál será su situación durante TODA su vida, si no se dan cambios drásticos en Nicaragua?
Pues una sola frase ser y estar demás – siempre..

Eran y son demás en la educación escolar, donde sobrepasaron todas las capacidades desde las aulas hasta las maestras disponibles para su formación. Los que andaban antes y los que les siguen encontraron respectivamente encuentran condiciones mejores.

Son y serán demás en la formación post-escolar -sea la formación técnica, sea la formación universitaria- pues los cupos ya antes eran insuficientes, ahora -con cupos sin incrementos sustanciales- la mera cantidad de posibles aspirantes rebasa a creces las plazas disponibles.

Son y serán demás en el mercado laboral, pues su segmento formal creció mucho más lento que la cantidad de jóvenes entrando.
Ya la generación anterior estaba mejor formada que cualquiera antes, tal que ya hubo el "out-crowding" -la licenciada en banca y finanzas haciendo cajera en un banco, la licenciada en administración andando de secretaria, el licenciado en contabilidad como auxiliar controlando facturas e inventarios, el ingeniero electrónico tirando cables de ESTESA, el Ingeniero en Computación como Asistencia al Cliente en un shop de ENITEL, el Ingeniero en agricultura como vendedor de McGregor, y por fin cualquiera con dominio del ingles en un Call Center- tal que NO hay espacio para otra ola y las posiciones interesantes existentes ya tienen quién las ocupa por los próximos 20-30 años.
Como eso les pasa a los con formación universitaria, no se requiere mucha imaginación para saber cuáles serán las opciones para los con solo secundaria completa, de los con solo primaria completa o menos ni hablar.
Y en la parte informal, pues no se cuánto espacio hay aún. ¿será que el Mercado Oriental aún pueda doblar su tamaño, que en los semáforos, donde ya andan 40 aún caben 80?

Pero peor aún: al llegar al final a su edad de jubilación -síganla a la cresta hacia atrás- ahí por los años 2055 al 2065- no habrá ni remotamente la cantidad de activos para sostenerlos a ellos en el retiro con una economía tan productiva como la de hoy.
O sea hasta sus últimos días seguirán como demás.

Ahora bien, si quieren ganarse el derecho a una pensión digna en los diferentes sistemas públicos de seguridad social de los países más desarrollados, que entonces tomen nota que estos sistemas normalmente exigen 30 (!!) años -no 15 como Nicaragua- para tener derecho a una pensión plena regular, tal que quien al final después de años de ilegalidad logre a insertarse a estos sistemas a una edad muy encima de los 30 años, nunca lo logrará.

¿Ando pues desincentivando, desmotivando?

Creo que no, solo que no me gusta engañar en cuanto a la seriedad y urgencia del asunto:
O Nicaragua encuentre otro rumbo pero ya -y no en 10, 15 años- o para los demás será demasiado tarde.
Sin embargo éste cambio de rumbo depende casi exclusivamente de la beligerancia de esa generación 1995-2005 misma. Nadie luchará para y por ellos, si ellos mismos no luchan.